Otra víctima de violencia de género se encuentra internada luego de recibir una brutal paliza de parte de su ex. Este lamentable episodio, con ribetes polémicos por si faltase algo más, se dio el sábado a la siesta en Pampa del Indio. El sospechoso de la agresión se fugó.Yamila Molina (27) está internada en el hospital Perrando con serios golpes en el abdomen, presumiblemente por las patadas que recibió estando en el piso. Su padre acusa al ex de ella, Fabio Lovey.Varias fuerzas policiales están tras los pasos del sujeto, pero hasta ahora no pudieron dar con él.Mientras tanto, Yami, como se la conoce, se encuentra con estado reservado por traumatismo de abdomen cerrado. Su propio padre utilizó la red social Facebook de la joven para informar a los amigos de su hija que «el parte médico no es alentador» y agregó que la joven «está muy mal».Esther, la hermana de Yamila, fue también dura en sus dichos acusando a su excuñado: «Fabio Lovey, este hijo de puta intentó matar a mí hermana ahora está peleando por su vida en el hospital de Resistencia, si lo ves da aviso a la Policía».Y abrió una singular polémica, al señalar en su cuenta de Facebook que «la Policía local no aceptó la denuncia de un familiar porque esperan que ella la haga, mientras está luchando por vivir. ¿Esta lacra donde está? Seguro lejos de Pampa de Indio, ¿Esto es justicia? ¿Cómo hacemos ante este agresor que anda libre?».El fiscal en turno Juan Martín Bogado interviene en el caso y dispuso las medidas pertinentes para dar con el paradero del supuesto agresor sobre quien no se descarta que haya intentado salir de la ciudad o la provincia.También en redes sociales, familiares de la víctima aseguraron ayer que Yamila  presentó una leve mejoría, y agradecieron a todos por las oraciones.

Vía AVISA | Ver post original